Hoy queremos daros algunos consejos que nos proporciona la escuela Radikite sobre cómo mantener en perfectas condiciones todo nuestro equipo de kitesurf para que siempre esté como nuevo. Es un tema importante para practicar el deporte con seguridad.

En cuanto a nuestro kite, debemos intentar evitar dejarlo a la intemperie durante tiempos prolongados ya que los rayos del sol lo deterioran, el calor hace que el aire que se encuentra en el interior de los bladders se expanda con lo que lo deformaremos y posiblemente llegue a explotar. Al tener durante horas nuestra cometa aparcada en la arena la cometa flamea por lo que notaremos un desgaste en el borde de fuga.

Por lo tanto debemos intentar sacarlo de nuestra mochila solo cuando lo vamos a utilizar y guardarlo inmediatamente cuando terminemos nuestra sesión de kitesurf. Es muy importante asegurarnos de guardarlo seco y sin arena. La mejor forma de secar un kite es volarlo durante unos minutos.

Cómo mantener tu equipo de  Kitesurf en perfecto estado

Tampoco es recomendable dejar nuestras cometas encerradas en el coche, se cocerán como si de un horno se tratase y tendremos problemas con válvulas despegadas y su consecuente perdida de aire.

Debemos endulzarla cada cierto tiempo sobre todo cuando no la vamos a usar durante una larga temporada.

También es conveniente endulzar la barra y las líneas, la mejor forma es dejarla sumergida en agua dulce durante un par de horas. Así nos aseguraremos de que la sal no deteriore las líneas y los sistemas de seguridad funcionen a la perfección.

La tabla es la que menos mantenimiento necesita pero no está de más endulzarla también, apretar los tornillos cada cierto tiempo y chequear los cantos y mirar que un pequeño golpe o roce no la haya deslaminado para así proceder a repararlo lo antes posible.

En cuanto al arnés y al neopreno es conveniente endulzarlos después de cada sesión y dejarlos secar siempre a la sombra para evitar que se cuarteen, se deshilachen y conservar el termosellado en las mejores condiciones. También debemos evitar colgar nuestro neopreno con una percha de los hombros como si de una camiseta se tratase, daríamos de sí la zona del cuello por lo que lo mas recomendable es colgarlo doblado a la altura de la cintura

Siguiendo estos sencillos pasos conservarás tu material durante años en perfecto estado.